30/6/18

Shinedown+Ego Kill Talent - Sala Razzmatazz 2. 29/06/18.

Desde ROCK THE BEST MUSIC nos llega la crónica del estupendo bolo de ayer, disfrutad.

Cuatro años atrás, inmersa en los playlists de youtube, apareció en mi pantalla una versión en acústico de “Simple Man” de Lynyrd Skynyrd cantada por Brent Smith, vocalista de la banda estadounidense SHINEDOWN. Seguí buscando dando un repaso por todos los discos de la formación. Fue amor a primer oído. 

Tuve la fortuna de verlos en el Download de París hace dos años y hace un par de semanas en el Firenze Rocks, y cuando me enteré que visitaban Barcelona no podía creérmelo. La cita fue el pasado viernes 29 de Junio en la sala catalana Razzmatzz 2.

SHINEDOWN nació hace 15 años en Jacksonville, Florida. Desde entonces ha pasado por algunos cambios en su formación. En la actualidad, la banda cuenta con grandes músicos y grandes amigos. En el frente, él y su impresionante rango vocal, Brent Smith, Zach Myers a la guitarra, Eric Bass al bajo y Barry Kerch en el trono de la batería. 

El motivo de la gira ha sido la presentación de su sexto disco Attention Attention. Su sexto trabajo de estudio, muy diferente a los anteriores. Un álbum que puede llegar a ser difícil de digerir hasta que no caes en la cuenta que una de las filosofías de la banda en evolucionar con cada lanzamiento. 
Y es que así son, año tras año suenan diferente, en cada trabajo  nos traen unas delicadas fusiones de género pero sin perder de vista su esencia rockera. 

Aunque antes de los estadounidenses, la sorpresa vino por otro lado. A las 19:45 como un clavo los teloneros aparecían en escena. Los elegidos eran EGO KILL TALENT, una banda de rock brasileño de São Paulo, Brasil, fundada en 2014.


Formados por Jean Dolabella, antiguo miembro de Sepultura  (batería/guitarra), Jonathan Dörr (voz), Raphael Miranda (batería/bajo), Niper Boaventura (guitarra/bajo), y Theo Van Der Loo (bajo/guitarra) caldearon el ambiente con un mejor imposible.



Sorprendida y esperando poder volver a verlos, no solo destacar su talento (se cambiaban los instrumentos durante la actuación) sino el nombre de la banda que merece mención: "Demasiado ego matará tu talento". 



Y llegó el momento. Unos minutos después de las 21:00 SHINEDOWN saltaba al escenario con su primer hit. Con sus golpes de batería de inicio sonó impecable Sound of Madness, seguida de Bully y el contagioso Cut the Cord. Temas que son más que unos pegadizos estribillos y tremendos riffs. Sus letras nos acercan a  las luchas internas y externas del ser humano,  lo que hace todavía más magnífico su trabajo.




Era emocionante ver lo entregada que estaba la gente del público y el cariño que el grupo desprendía.




El primer entrante de su nuevo disco nos lo ofrecieron con Kill you Conscience,  una crítica a la dependencia que tenemos los humanos por conseguir la aceptación de los demás a través de redes sociales. Más actual imposible.




El ambiente se empezaba a poner tierno cuando empezaron a sonar las primeras notas de How did you love y la balada I’ll follow you.

Y de repente se fue la luz, toda la sala se tiñó de negro y solo se podían ver las luces de emergencia.



Brent nos anunciaba que era una avería general, en toda la zona. Y aunque suene irónico ese apagón hizo el momento aún más especial. Después de esperar un rato, Brent, Zach y Eric bajaron del escenario y nos deleitaron en acústico y a plena voz. Prometo que el 45 no podía sonar mejor. Fue un momento irrepetible.


Cuando la luz volvió, el ambiente estaba suficientemente entusiasmado para seguir arrancándonos gritos y saltos de emoción.



Uno de sus hits, Enemies dio paso a Unity, y después del nuevo Brilliant llegó una de las baladas preferidas del personal, Second Chance. Llegaba el final y no podía ser mejor.

Diamond Eyes sonó como un estallido en la sala. Y entonces, mi regalo inesperado. Empezaron los acordes de mis recuerdos, Simple Man, la versión de LYNYRD SKYNYRD y bonus track en su primer disco, Leave A whisper




Devil, el primer sencillo de su nuevo álbum fue el broche final. El líder Brent Smith describió en una entrevista el significado de la canción: "se trata de tener miedo, de estar aterrorizado no solo de ti mismo, en algunos aspectos, sino del mundo que te rodea. Comprender que hay tantas cosas y tantas situaciones y personas diferentes y lugares a los que los seres humanos se enfrentan diariamente, el mundo puede ser un lugar realmente difícil para navegar. Entonces ahí es donde comienza la historia.”


Como no quedarme con ganas de mucho más. Una noche de Rock and Roll inolvidable, mil gracias a las dos bandas por venir a nuestra ciudad.

TEXTO: Metalsister.
FOTOS: Metalmaniac.